Volver Nosotros Calendario Videos Historias Bautizos Motoclub Galas Visitas

Hacía más de un año que no pisábamos tierras madrileñas, sí que habíamos estado con nuestros amigos estos últimos meses en las anteriores pruebas, pero no en sus barrios y mucho menos por su sierra.

Llegamos a Madrid aún con luz solar y aprovechando el horario de terrazas, no pudimos más que homenajearnos una cena al aire libre. No nos acostamos muy tarde, ya que el sábado habíamos quedado a las ocho de la mañana para salir todos juntos desde una gasolinera en la autovía de Burgos. Un día soleado pero frío nos auguraba una buena ruta como así fue, casi 300 Km. por toda la Sierra de y todos los puertos habidos y por haber, pero con tiempo suficiente para disfrutar del paisaje, tomar fotos y algún café y refrigerio, siempre rodeados de la mejor compañía.

Terminado el recorrido, la población del Espinar en Segovia, se convirtió en el centro de reunión y control del rally, pero como a quien madruga Dios le ayuda, nos sobró tiempo antes de la verificación para degustar unos buenos asados en un restaurante del lugar.

Con todo verificado, un pequeño adelanto de la siguiente prueba en Valencia y un refrigerio para hacer la digestión, volvimos a nuestra segunda vivienda en Madrid, la casa de José y Encarna, descansando del resto del día, y sobre todo pensando en la vuelta a casa, la que sí es nuestra en Sant Feliu de Llobregat.

   

El Viajero.

Álbum de fotos Ver fotos  
     
Envia tu e-mail